¡Fuera diógenes emocional! ¡Voy a romper todos mis diarios!