300 metros de telaraña cubren una playa griega: increíbles imágenes de la invasión