Fernando Jaso se toma la revancha y transforma a su papichulo en Judith