Carbohidratos, proteínas y cenar antes de lo habitual: claves para un día en la nieve