La reacción de un niño cuando otro aficionado le quita la pelota que le había dado su ídolo