En Milán descubro a un Riky que no conocía y me pone mucho (1/3)