Seguro que tú también has tenido un profesor así...