Bea se pone seria y pide respeto para su entorno