El peor momento de Bea: "Me quemaron todas las pestañas"