Lebron James, elegido como el padre más guay de Estados Unidos