Llegó el día más esperado: Aurah y Nyan abandonan, por fin, el hospital