Es socio de River Plate desde los cinco años, pero cambia la entrada de la final de la Copa Libertadores por un trabajo