La plataforma Rewiring Fashion aprovecha la crisis para repensar la industria de la moda y hacerla más sostenible