Tana Rivera, preocupada por una herida en la tripa