La nieve llega a Sierra Nevada a tiempo para disfrutar la Semana Santa esquiando