¿En qué lugar se dan cita gente de todas partes, todas las edades y todas las ideologías? ¿Dónde se te suelta la lengua y cuentas algún secretillo de más? ¡En el baño! Así que hemos metido a nuestros invitados en este lugar tan significativo, para que se sientan libres de decir, pensar, y pedir lo que quieran...