Noemí, de reina del brillo a reina del cajón: clases de ritmo para 'principiantas'